Viajar con niños ¿Cielo o infierno?

Hoy en día, cuando la mayoría de los viajes que hacemos en autobús es por Ocio, es habitual encontrarnos en un trayecto con el perfil de pasajero más exigente de todos. Ese pasajero que busca un entretenimiento de calidad y al cual ya no sólo deben adaptarse las personas que viaja con él, si no todo el autobús. Nos referimos a los niños. Porque ofrecer un servicio de calidad a un niño es, a veces, todo un reto.

Los niños: Los decisores de esta generación.

Si bien es cierto que el aspecto más importante a la hora de viajar es la seguridad, tendemos a olvidarnos del entretenimiento. Cuando viajamos con niños es MUY importante llevar con nosotros el entretenimiento adecuado o si no, ese viaje puede pasar de “El viaje de nuestros sueños” a “Bienvenido a tu pesadilla y a la de los que viajan contigo”. Aun siendo niños ellos tienen muy claro lo que quieren tener en su viaje, por eso cada vez es más común que, aunque sean los adultos los que elijan el destino, los niños sean los que elijan cómo llegar a él. Las nuevas tecnologías han dado voz a este perfil de pasajero ya que en muchos casos se encargan de mirar con antelación qué les va a ofrecer el medio de transporte en el que van a viajar y cómo. Si una vez a bordo las expectativas de los niños no se cumplen es muy probable que el viaje se convierta en toda una odisea para el resto de los pasajeros. Si además tenemos en cuenta que en un autobús no hay escapatoria… el reto está servido.

¿Qué hay que tener en cuenta?

Como no sabemos qué gustos o necesidades tienen los pasajeros que vamos a tener un día concreto es importante tener una oferta amplia y variada de contenido para poder elegir y tener horas de diversión por delante ya sea jugando, viendo una película, disfrutando de una serie, escuchando música o incluso leyendo un buen libro. Por la alta competencia que existe en el mundo del transporte los operadores cada vez invierten más en mejorar el servicio para sus pasajeros. Ya no son meros vehículos que te llevan de A a B, además de llevarte deben incluir una oferta de calidad de entretenimiento a bordo para que el viaje se convierta en una experiencia a repetir.

En Azimut llevamos años analizando perfiles de pasajero para mejorar nuestra oferta de contenido y por ello estas cuentan con al menos un 20% de contenido infantil variado entre películas y series. Incluso, como no todos los niños son iguales y cada año cuenta habiendo una diferencia abismal entre edades por su rápido crecimiento tenemos por un lado contenido Baby – Friendly, es decir, contenido para niños de hasta 3 años y contenido para niños más mayores. Porque los niños que se encuentran en una edad tan temprana tienden a ser los más difíciles de contentar y no tener entretenimiento para ellos supone un riesgo para la satisfacción del resto de pasajeros si por ejemplo se pone a llorar.

Yo solo llevo niños en rutas escolares, ¿Esto se adecúa a mi servicio?

POR SUPUESTO. Un autobús escolar con entretenimiento a bordo es un gran punto a favor para tu servicio a la hora de generar nuevos contactos ya que estás invirtiendo en la satisfacción de tus pasajeros y mejorando la imagen tanto del transporte escolar como del centro lectivo en cuestión. Incluso es una fantástica oportunidad para poner contenido educativo como por ejemplo cursos de inglés interactivos.

Para clarificar este supuesto veamos 2 ejemplos. De los 2 niños de abajo, ¿cuál es el que está disfrutando de un valor añadido que aumentará su satisfacción de viaje?

  1. Un niño que coge el autobús para ir al colegio y durante los 30 minutos del viaje únicamente tiene lo que lleva en su mochila para pasar el rato. Luego, cuando sale de clase se sube al mismo autobús haciendo el mismo recorrido que el resto de los días.
  2. Un niño que coge el autobús para ir al colegio y durante 30 minutos está viendo su serie favorita en la pantalla que hay puesta detrás del asiento de delante y jugando a juegos con sus compañeros. Luego, cuando sale de clase ya sabe qué va a querer ver una vez se suba al autobús que le va a llevar de vuelta a casa

¿Cuál de los 2 niños llegará más motivado a clase? ¿Cuál de los 2 volverá con una actitud más positiva a casa?

A veces, olvidamos los detalles sin pensar que son los que hacen que un viaje sea fantástico.

Aún no me ha quedado claro… ¿Tan necesario es invertir en entretenimiento para niños y, más aún, bebés?

La respuesta es SÍ. Siempre que hay posibilidad de que un niño suba a uno de nuestros vehículos es VITAL tener una oferta de contenidos adecuada (Incluso desde el aspecto de usabilidad). Desde Azimut queremos concienciar de lo desastroso que puede llegar a ser para un pasajero el tener a un niño llorando 6, 7 u 8 horas en un viaje de autobús (Seguro que nos ha pasado a más de uno). Repetimos. Es muy sencillo evitar estas situaciones con una oferta de calidad. Si tienes dudas y quieres saber más sobre cómo podemos ayudarte somos expertos en entretenimiento a bordo ya que cuidamos al detalle nuestra oferta para que no tengas que preocuparte de nada.

Pídenos más información. ¡Estás a un paso de mejorar la calidad de tu servicio hasta límites insospechados!